Warning: Creating default object from empty value in /home/blogsorg/public_html/wp-content/themes/crisp/functions/admin-hooks.php on line 160

Presidenta Chinchilla presionó a Sala IV para financiar ‘despilfarro y más festines’

No se quiere poner fin a la crisis fiscal, se quiere saquear los bolsillos de los costarricenses. Lo que el Gobierno y los políticos amigos de la irresponsabilidad fiscal quieren, tal y como lo denunció el principal autor intelectual del plan fiscal Solís-Chinchilla y líder del Partido Acción Ciudadana (PAC), don Ottón Solís, es que el pueblo pague más impuestos para financiar ‘despilfarro y más festines’.

¿Cómo, después de que don Ottón explicó que la plata de los nuevos impuestos se utilizaría para financiar ‘despilfarro y más festines’, puede algún diputado que diga defender los intereses del pueblo entregar su voto para aprobar el plan fiscal que promueve el Gobierno?

Aunque el Gobierno logre negociar los votos de 29 diputados necesarios para aprobar, en primer debate, el plan fiscal, todavía faltaría que los magistrados de la Sala IV (Sala Constitucional) resuelvan los recursos presentados por el diputado Menos Malo, don Luis Fishman, y varios más que están listos para ser presentados, antes de que pueda ser votado y, eventualmente, aprobado, en segundo debate, para que pueda entrar en vigencia y poder, entonces, financiar ‘despilfarro y más festines‘ .

La Presidenta de la República de Costa Rica, doña Laura Chinchilla, anticipando que en la Asamblea Legislativa se aprobará el plan fiscal en primer debate (¿será que el Gobierno ya comprometió el voto de 29 diputados?), en un desesperado intento por evitar asumir el costo político que acompañaría a las medidas necesarias para poner fin a la irresponsabilidad fiscal, presionó, de manera pública, a los magistrados de la Sala IV para que emitan un fallo ‘favorable’ a los intereses de su Gobierno:

“Yo confío que ojalá tengamos la comprensión de los magistrados respectivos y que se pueda resolver favorablemente esta situación que tenemos hasta el día de hoy pendiente”.

Los costarricenses no podemos permitir que políticos irresponsables se pongan de acuerdo–a nuestras espaldas–para aprobar leyes injustas que buscan despojarnos de nuestra propiedad. Debemos exigir del Gobierno y de los diputados el respeto al Estado de Derecho. Esto incluye el no aprobar más Presupuestos ILEGALES, no financiar más gasto corriente con deuda (como establece la ley) y, por supuesto, respetar la independencia de los magistrados de la Sala Constitucional de la Corte Suprema de Justicia, para que puedan emitir sus resoluciones–libres de presiones–conforme a derecho y no conforme a lo que ‘favorece’ la posición de quienes pretenden extraer más recursos de los ciudadanos para financiar ‘despilfarro y más festines’.

¡Detengamos esta payasada!
¡NO más impuestos!
¡NO permitamos que los políticos se continúen burlando de los ciudadanos!